Los hombres que tenían un pelín de manía a las mujeres


 

Nuestras ideas, ¿de veras son nuestras?

En la cena de Nochevieja, en casa de mis padres, tuve una pequeña charla con una de mis hermanas.  Ni siquiera llegó a charla, fueron sólo unas pocas palabras, pero (creo yo) tienen mucho trasfondo.

No sé quién puso en la televisión el reality “Gran Hermano” en su versión enésima.  Supongo que sería alguno de mis sobrinos, que son pequeños y por tanto inconscientes.  Aunque también podría ser  cosa de mi madre, que tiene una inexplicable afinidad por Telecinco y su nutrido elenco de expertos, como Belén Esteban o Jorge Javier Vázquez.

Bueno, el caso es que pedí que alguien cambiara de canal porque (y aquí viene lo bueno del asunto) estaba aburrido de ver a tíos que iban con pintas de matones o de pringados y a tías con pinta de guarras.  Mi hermana objetó:

Ése es un comentario un poco machista, ¿no crees?

Interesante.  Ella pasó por alto mi comentario ¿feminista? ¿reaccionario? ¿maleducado? sobre los tíos con pinta de matones o de pringados y, sin embargo, le afectó el comentario ¿machista? ¿reaccionario? ¿maleducado? que hice sobre ellas.  Interesante.

Sigue leyendo

Paradojas de mi mundo


Algo me dice que esta participante se alegra de haberse llevado el premio "de consolación"

Aquí unas reflexiones que me surgen tras ver cómo está el mundo que me rodea:

  • Mujer con un consolador —> Mujer moderna, liberada, que disfruta de su sexualidad sin complejos.
  • Varón con una “vagina en lata”—> Pajillero, cerdo, enfermo, salido, tío raro.
  • Jefa de personal dura —> Es dura porque intenta abrirse hueco en un mundo de hombres.
  • Jefe de personal duro —> Es duro porque es un cabronazo.
  • Una pareja discute acaloradamente y, en un momento dado, ella le da una bofetada a él —> Seguro que él le ha dicho una grosería a ella, se lo tiene merecido.  Es algo que podemos ver en muchas películas, nadie se escandaliza.
  • Una pareja discute acaloradamente y, en un momento dado, él le da una bofetada a ella —> Es un hijoputa, un machista y un cobarde.
  • Una pareja discute acaloradamente y, en un momento dado, ella le da una bofetada a él y él se la devuelve —> Es un hijoputa, un machista y un cobarde.
  • Un matrimonio.  Llega el fin de semana y ella sale una noche con sus amigas mientras él se queda en casa —> Mujer actual que trata de mantener los lazos con sus amistades de siempre, algo encomiable hoy día.
  • Un matrimonio.  Llega el fin de semana y él sale una noche con sus amigos mientras ella se queda en casa —> Machista, sinvergüenza… ¡¡seguro que acaban yéndose de putas!!
  • Tras el embarazo, llega el bebé a casa y ella se acoge a la reducción de jornada por lactancia —> Es un derecho que ha costado mucho conseguir, hace muy bien.
  • Tras el embarazo, llega el bebé a casa y él se acoge a la reducción de jornada por lactancia —> ¡Ja! ¿Será caradura? ¿Acaso le han salido tetas?
  • Si el empresario no quiere contratar mujeres, es discriminación machista.  Nadie lo discute.
  • Si el empresario no quiere contratar hombres, es discriminación positiva (cuando la discriminación es hacia el género másculino, ¿es positiva?).  Tampoco lo discute nadie.
  • Un hombre mata a una mujer —> Es un asesino o, cuando menos, un homicida.  No hay discusión posible y, personalmente, yo no estoy dispuesto a admitir otro calificativo menor.
  • Una mujer mata a un hombre —> ¿No sería que la tenía muy harta, que la pegaba, que… vamos, que se lo tenía merecido? ¿Cómo la calificarías a ella? Hmmm…

Vivo en un mundo extraño…

La carrera de la mujer


¡Oh no! ¡La corredora de 2009 enseña más carne que la de 2008! ¡¡Socorro, ministra de igualdaaaad!!

¡Oh no! ¡La corredora de 2009 enseña más carne que la de 2008! ¿La acabaran haciendo correr desnuda? ¡¡Socorro, ministra de igualdaaaad!!

Mañana día 10 de mayo, en Madrid tendremos otra oportunidad para participar en la anualmente celebrada “Carrera de la Mujer”.  ¡Estupendo! ¡Vamos todas a apuntarnos como gilipollas! ¡Que sí, que es guay! ¡Que es la carrera DE LA MUJER y hay que apoyar a las mujeres…!

Siento auténtica indignación y pena.

Indignación porque me arde la sangre cuando veo que se fomenta la discriminación entre sexos.  Mucho más si cabe cuando esa discriminación se fomenta desde los poderes públicos, como es el caso que nos ocupa, ya que recibe subvenciones del Ayuntamiento de Madrid, entre otros.

Pena porque veo lo imbéciles que podemos llegar a ser los seres humanos.  Imbéciles y manipulables borregos y borregas, como dirían nuestros queridos políticos y políticas folla-lenguajes.  ¿Te has planteado alguna vez si eres un imbécil borrego manipulable? Quizá deberías hacerlo.  La estadística demuestra que lo más fácil es que lo seas, enhorabuena. 😀

Sigue leyendo

La peor ley en 30 años de democracia


Promulgar una ley que criminaliza a la mitad de la población española tan sólo por ser varones no puede ser algo que favorezca la igualdad.  Y es así puesto que, tras la entrada en vigor de esa ley, vale con la  palabra de una mujer para detener a un hombre.  Sin pruebas, no son necesarias.  Después lo serán en el juicio, pero no lo son para detenerlo.

Así lo veo yo, al menos hasta que alguien me demuestre lo contrario.  Trataré de explicar lo que ocurre en miles de casos cada día a través de un mini-relato.  Allá vamos…

(NOTA IMPORTANTE: los nombres usados y las situaciones descritas a continuación son ficticios, no corresponden con personas reales.  Las situaciones, por desgracia, no lo son…)

Sigue leyendo

Presentadoras de la Sexta


Seguro que mucha gente se ha fijado en que La Sexta SÓLO tiene a presentadoras (¡y qué presentadoras!) en sus telediarios.  Al menos en los de los fines de semana, que son los que veo.  Éstas son capturas de los telediarios:

Con la paranoia que parece haber con el tema del machismo en el lenguaje, en las bibliotecas, etc., todavía no tengo muy claro si esto es machismo (ponen a chicas monas a dar noticias, para deleite de los varones salidorros que ven los informativos) o bien feminismo (los hombres no sirven para presentar las noticias, las mujeres son las únicas cualificadas para eso).

Tendré que pensarlo… ¿alguna sugerencia, querida ministra de Igual-da?