Los genios del tablero


Hace muuuchos años, dejé de jugar al baloncesto para poder jugar al ajedrez.  Y hace unos cuantos años, dejé de jugar al ajedrez porque empecé la carrera de informática y mi tiempo libre casi desapareció. 😦 De esa etapa en la que jugaba al ajedrez guardo muy buenos recuerdos y aprendí algunas cosas que me apetece compartir ahora.

Por ejemplo, casi todo el mundo conoce a algún genio de la música, como Mozart, genios de la física como Albert Einstein, genios de la literatura como Shakespeare pero… ¿quién conoce algún genio del ajedrez?  Y los hay, muchos y muy buenos, tan variados que se podría escribir una enciclopedia bien gorda sólo con eso.

Bobby Fischer, José Raúl Capablanca, Aleksandr Alejin (Alekhine), Aron Nimzowitsch, Mijail Tal, Paul Morphy… para quienes nos gusta el ajedrez, es difícil elegir uno.  Son personalidades complejas, llenas de anécdotas y curiosidades.  Veamos algunos de mis favoritos, sin importar el orden…

BOBBY FISCHER

Con este tipo comparto el día del cumpleaños, el 9 de marzo.  Pero me temo que no podremos invitarnos mutuamente a nada: murió en enero de este mismo año, en Islandia, a los 64 años de edad (para deleite de los aficionados a la numerología, pues 64 son también las casillas de un tablero de ajedrez).

Transgresor, provocador, conocido por ser uno de los poquísimos casos de “genio adolescente” (suelen ser más comunes los casos de “genio niño”), Fischer lloraba de pura rabia cuando perdía una partida, algo que pocas veces ocurría.

Campeón mundial de ajedrez en 1972, su personalidad discutía con su genialidad  (C.I. de 187 según el ranking de ACE, donde Einstein puntúa con 160) .  Tras demostrar a todo el mundo que él era capaz de vencer a cualquiera en el tablero de juego, despreciaba al propio ajedrez haciendo ver que sólo jugaba por dinero.  Fue conocido por su odio a los judíos, pese a que su madre también lo era, y fue perseguido por el gobierno de USA acusado de traición.

No perdió nunca su título de campeón mundial pues, para poner en juego su título, quería imponer unas condiciones que nunca fueron aceptadas por la FIDE, que le destronó sin enfrentarse con nadie.

JOSÉ RAÚL CAPABLANCA

Seguramente él haya sido el mayor genio natural que ha dado el ajedrez en su historia.

Aprendió a jugar al ajedrez viendo cómo lo hacía su padre y llegando a corregirle en público con tan sólo 4 años de edad.

Lo que le hizo famoso en el mundo del ajedrez fue su talento natural.  Él jugaba sin pensar demasiado en combinaciones (lo que de hecho le llevó a alguna derrota sonora) dejándose llevar por lo que la posición de las piezas “le pedía”.

Jugando así, con su estilo sencillo y sin complicaciones, no perdió ni una sola partida de las que jugó entre 1918 y 1924 (¡¡7 años!!).

Opinaba que las tablas (empates) en las partidas de ajedrez amenazaban la propia competitividad del juego, proponiendo nuevas reglas entre las que destacaban la ampliación del tablero en dos nuevas columnas, donde se incluirían dos piezas: el arzobispo (mezcla de alfil y caballo) y el canciller (mezcla de torre y caballo), con lo que se reducirían mucho las posibilidades de empatar los encuentros.

MIKHAIL TAL

Si antes decía que a Capablanca le gustaba jugar partidas más bien tranquilas, sin demasiadas complicaciones, aquí tenemos justo a su antagonista.  A Mikhail Tal las complicaciones le entusiasmaban, se movía entre las combinatorias como nadie.

Dotado de una mente de rapidez prodigiosa, era capaz de jugar un campeonato completo de partidas simultáneas (es decir, contra múltiples adversarios) en modalidad rápida (toda la partida se jugaba en 5 minutos) y luego podía reproducir cada una de las partidas de memoria, algo en lo que sólo Bobby Fischer podía igualarle.  Igualarle, no superarle.

Le gustaban tanto los sacrificios y los calculaba tan brillantemente que el gran maestro Bronstein llegó a decir de él “¿Cómo gana Tal sus partidas? Fácil: coloca sus piezas en el tablero y luego… las sacrifica en cualquier lugar

Alguien tan espectacular en sus combinaciones y dotado de tantísimo talento para el juego de ataque, sin embargo siempre tuvo un enemigo al que no podía ganar: su salud.

El mayor talento combinador de la historia del ajedrez tenía tan mala salud que constantemente se veía obligado a retirarse de torneos, incluso cuando los iba ganando con ventaja.

AARON NIMZOWISTCH

Este danés de mirada penetrante sólo tuvo un obstáculo en su carrera que le impidió hacerse con el campeonato del mundo: José Raúl Capablanca.

Obsesivo, nervioso, un poco loco (estaba convencido de que los peones tenían alma), metódico e innovador, Nimzowistch fue el creador de la escuela hipermoderna de ajedrez, donde rompía con muchos conceptos que se creían intocables en su época.

Nacido en una época donde el ajedrez destacaba por ser un competición entre caballeros más que un enfrentamiento deportivo, encontró su particular bestia negra en Tarrasch, con quien sufrió severas derrotas, pese a que la historia ha terminado colocando a cada uno en su lugar y reconociendo la enorme importancia que Aaron Nimzowistch tuvo en el ajedrez que conocemos hoy día.

Su obra “Mi Sistema” es la releche, se la recomiendo a cualquiera que tenga ganas de aprender lo que es el ajedrez de la mano de un loco tan especial como Nimzowitsch.

Hay muchos más que me dejo y que merecerían muchas páginas sobre ellos, pero éste es un pequeñísimo homenaje mis genios del tablero favorito.  ¡Va por ustedes, maestros! 😀

Fotos: espaciodeportes.com, canal-h.net, chessbase.com, tabladeflandes.com.

13 pensamientos en “Los genios del tablero

  1. Me ha encantado este post. Sin embargo, veo que una semana después nadie ha brindado ni un triste comentario a tan instructiva lección. Quizás has de poner algún anzuelo para que el resto de los mortales se motiven y piquen. Ahí va un ejemplo: http://www.rtve.es/deportes/20080806/modelo-carmen-kass-jugara-ajedrez-bilbao/129311.shtml
    Es reconfortante encontrar de vez en cuando bonitos rostros con mucha masa gris activa por dentro comprometida social y políticamente.

  2. Fíjate que la tipa esa nunca me ha gustado físicamente. Me da como un poquito de grima verla tan flaca y con esa pinta de enferma…

    Claro que si juega al ajedrez, entonces ya entiendo lo de la pinta de enferma 😉

  3. el ajedrez es mas k un juego creoooo k es como una inspiracion y me encanta ,yo no soy la unica k le gusta el ajedrez a todo mi colegio y no me puedo comparar por ejemplo de Booby Fischer el es un gran ejemplo del ajedrez y gracias a este post he logrado inspirarme mas y me apena k otras personas no les interese.

  4. Eu inventei a nova versao do xadrez. So jogo com um amigo. Quando jogo a nova versao nao tem mais graça a anterior. E bem mais interessante. Foi adicionado mais oito peças em cada lado e com algumas mudanças de regras que deixa o jogo mais emocionante e combatente. O tabuleiro ficou com 12 colunas e continuou com 8 linhas. Passei 6 meses trancado na minha oficina de arte criando ate as peças novas. Gostaria da sua opiniao e se der talvez jogarmos juntos. Pretendo lançar no mercado.Esse e-mail e da minha esposa. Meu fone 085 3495 2293 . Obrigado pela a atençao

  5. maravilloso
    tus semblanzas de estos maestros con los que estamos aprendiendo a jugar
    cuantas emociones con sus partidas y cuantas lecciones inolvidables.
    un abrazo amigo

  6. Me imagino que ya lo sabras pero el otro dia murió Florencio Campomanes, el “Papa” del ajedrez, a los 83 años, de cancer. Presidió la Federacion Internacional de ajedrez entre 1982 y 1995. Por lo que he leido era astuto e inteligente en grado sumo, poseia una memoria prodigiosa, era un negociador incansable, era bastante amoral y hablaba seis idiomas. Entre otras cosas potenció la rivalidad entre Karpov y Kasparov. En 1985, en Moscu, cancelo el duelo sin vencedor cuando llevaban cinco meses disputando su gran duelo y dominaba Karpov 5-3 (se jugaba a seis victorias y los empates no contaban). Desde entonces fue recibido siempre en la URSS con maximo lujo. En 1975 convenció a Ferdinand Marcos de que ofreciese una bolsa de cinco millones de dolares de entonces para que el duelo por el titulo mundial Fischer-Karpov se jugase en Baguío (Fischer la rechazo y se retiro).
    Quiza la frase que mejor le define es la que le dijo a su amigo Casto Abundo en su lecho de muerte “¡Que bien lo hemos pasado!”

    DEP

Quita un poco de mierda de tu cabeza y dime algo:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s