Máximo nivel de acerdamiento


Así, sin apenas darme cuenta me he plantado en más de 93 kilos. El comer demasiado, a deshoras, bollería industrial y demás mierda, unido a la falta de ejercicio ha hecho que mi nivel de acerdamiento haya subido a máximos históricos, y por encima de 20 kilos de mi peso ideal.

De siempre he hecho ejercicio, que es lo que me ha hecho mantenerme en un nivel aceptable, pero ahora no lo hago porque me encuentro gordo, pesado, torpe, me duelen las rodillas y los talones. En fin que como estoy gordo me muevo menos y es un círculo del que tienes que salir cuanto antes mejor.

He probado infinidad de regímenes, que básicamente se limitaban a prohibirte alimentos y a aconsejarte que hicieras más ejercicios. Es matemática pura, si tomas menos calorías de las que gastas por narices terminas adelgazando. Pero entonces  ¿Cuál es el problema?.

Pues muy sencillo, soy una persona que le encanta comer, lo dulce por dulce y lo salado por salado. Si veo un plato con comida no puedo evitar comerme todo lo que hay hasta que no quede nada.  Si encima hago ejercicio, me da más hambre.

Al principos de los regímenes se lleva bien, tienes fuerza de voluntad para aguantar. Pasas hambre pero lo terminas llevando. Pero el problema viene cuando tu fuerza de voluntad no aguanta más y terminas comiendo lo que no te habías comido en todos esos días y más. El efecto rebote es brutal y si habías adelgazado cuatro kilos, terminas engordando seis.

Ahora he decidido ponerle remedio de una vez por todas. Un amigo de mi hermano, que ha perdido más de 50 kilos, me ha recomendado su dietista-nutricionista. Da la casualidad de que un par de compañeros de trabajo también han ido al mismo, y ¡ninguno está gordo!.

Ya hice la primera consulta, y me preguntó infinidad de cosas, horarios, lo que me gusta, deporte, turnos de trabajo, horarios de sueño, tiempo de tareas de casa, enfermedades, constitución de los padres, … etc etc. Por el momento salí sorprendido porque era la primera vez que me preguntaban tantos datos.

El lunes fui a recoger el estudio que te hace. Y me dio un manual personalizado que te orienta, que comer a lo largo del día y las horas a las que debes hacerlo.

Llama la atención que te tiras todo el día comiendo (cinco comidas mínimo y si hago deporte seis), y comes casí de todo.

Tienes una cena y una comida del fin de semana que te lo puedes saltar con un cierto control.  Quien haya hecho dieta sabrá lo duro que es ir a comer el fin de semana con familia o amigos y no poder uno comer o beber  nada.

Llama poderamente la atención que en el desayuno puedo tomar una tostada de Crema de Cacao (tipo nocilla), o incluso que a la semana me pueda tomar dos vasos de vino tinto.

Creo que con todo ésto, lo que hace es que te quites el mono de comer.

De momento lo poco que llevo tengo la sensación de estar saciado y lo llevo bastante bien. Eso sí no quiero vender  la piel del oso antes de cazarlo.

Hay gente que me ha dicho que porque no me espero a las navidades. Yo les digo que había que poner una fecha límite, y que es precisamente porque es en navidades cuando más se come, más límite tengo que poner.

Pretendo ir comentándolo poco a poco como me va yendo. El hecho de escribirlo aquí me sirve para buscarle otra motivación más. Os iré comentando.

Imagen sacada de aquí

17 pensamientos en “Máximo nivel de acerdamiento

  1. jeje … eso es sedentarismo.
    Yo nunca he hecho dieta pero dado que empecé con mi reto de ironman me obligue a perder peso. Al principio no perdía un gramo aunque hiciera dos horas de ejercicio a lo bestia, comiendo menos incluso de lo habitual, pasamos a ser mas drásticos y con el buen tiempo pasamos a ensaladas a lo bestia incluso llegando al límite de no tener fuerzas por no comer los suficiente.Pero tras 6 meses de ejercicio sin hacer ninguna dieta los kilos se me cayeron de golpe (10Kg).
    Mis conclusiones:
    – Al principio tu cuerpo cuando detecta que le alimentas menos o haces más ejercicio, retiene mas y acumula todo.
    – Al principio hay que comer menos que lo que gastas, para quemar toda lo sobrante. No por hacer ejercicio tienes que comer mas … gran error.
    – Nada de bolleria industrial, por lo menos hasta que quemes el sobrante.
    – Desayuna como un rey, muy importante, y cena como un mendigo.
    – El cuerpo necesita tiempo para cambiar, y para eso hay que ser constante.
    – No utilices el coche para trayectos cortos,¡anda!, la bici es un buen substituto.
    – ¡¡ No hace falta gastarse la pasta para obligarte a perder peso !!
    – Apúntate a las carreras populares.
    – Ahora que estas gorrinete es un buen momento para tirarse a los charcos y retozar como un cerdo … porque seguro que ahora lo disfrutas mas … jaja!

  2. Mosval: tú lo has dicho,es matemática pura. Si gastas más calorías de las que tu cuerpo acumula, pierdes grasa sí o sí. Ojo, no necesariamente pierdes peso, puesto que el músculo pesa más que la grasa. Pero matemática pura, 100% de acuerdo con eso. La gran pregunta es ¿tu fuerza de voluntad será suficiente para aguantar las ganas de asaltar la nevera cuando tus tripas se quejen? Porque se quejarán antes o después, no tengo ninguna duda…🙄

    Splitbrain: todo lo que has dicho en tus conclusiones, TODO, lo suscribo yo completamente. También tengo esa sensación de que el cuerpo detecta los cambios (sobre todo los bruscos) y se resiste a ellos; pero si esos cambios se mantienen en el tiempo (mucho tiempo), el cuerpo acaba adaptándose a esa nueva “forma de vida”.

    ¿Habéis pensado alguna vez por qué hay tanto dietista, nutricionista, endocrino y varias profesiones más que se dedican a lo mismo? ¿No será porque la gente es más propensa a gastarse el dinero en uno de ellos (limpiando así su conciencia) que a esforzarse por perder el peso? Como dice mosval, son matemáticas puras.

  3. Oye pues yo no es por nada, pero a mi me pasa justo lo contrario. No hay manera de que gane peso y no hago más que comer de todo lo que en teoría engorda: Tocino, bollería, etc.
    Mido 188~190 y peso siempre entre 62 y 64 kilos. He ido a un nutricionista de una cadena que ahora es muy famosa y tampoco ha funcionado, así que parece que tengo una máquina de quemar calorías por cuerpo.

  4. Varias puntualizaciones:
    – Llevo apenas cuatro días y la sensación es de estar completamente saciado.
    – Como de todo, tan sólo me limito a controlar la cantidad y los horarios de comida (intentar en la medida de lo posible que siempre sean los mismo).
    – Tomo grasas y dulces de una manera controlada, según me dijo es para aportar nutrientes necesarios y que no se me vayan los ojos detras de un bollo o similar. Esto ha hecho que no tenga ganas de comerlo, excepto cuendo me toque.
    – Me propongo perder pero a largo plazo y poco a poco. Eso lo tengo más claro que nunca. Aunque es pronto para decirlo, antes me agobiaba enseguida y quería resultados inmediatos.
    – Las carreras populares van a tener que esperar un poco. Aún hay demasiado peso. La semana pasada salí un par de días y las rodillas y talones se resintieron bastante. Además este año, pretendo hacer la Intercampus de una manera más digna que el año pasado (cosa por cierto fácilmente superable).
    – El gastarse dinero lo miro desde el punto de vista que me digan que hago mal, lo que tengo que hacer y sobretodo buscar una motivación más. No puedo permitirme el lujo de volver a revisión sin resultados dignos.
    – Ya lo dije antes, conozco gente que ha ido a ese dietista y no está gorda. Parece una tontería, pero para mi es muy importante.
    – Si lo consigo quien más va a ganar despues de mi, va a ser Reygecko y Soletegordo. Por el momento en las salidas gastronómicas voy a dejar de ser poco rentable.😦

  5. Totalmente de acuerdo con Splitbrain y Reygecko. Te lo digo por experiencia, porque ellos me conocen hace años y siempre era el gordito (qué cojones, el gordo) del grupo; menos mal que mido 1,80 y algo compensaba. Empecé a correr y vi la luz. Es tan simple como gastar más de lo que ingieres. Al principio controlé la alimentación, sin dietista, dentro de lo lógico, lo razonable, lo que me decía el sentido común; comía poco pan, nada de alcohol, nada de bollería industrial, comía lo mismo que el resto de mi familia, pero si se trataba, por ejemplo, de un filete con patatas pues yo no comía las patatas, que sustituía por un tomate picado y, por supuesto, nada de mojar en la salsa.

    Todo más o menos así. Rápidamente empecé a incrementar el tiempo que corría y a notarlo. Sacrificaba ritmo por tiempo; es decir, mejor correr más tiempo aunque tuviera que bajar el ritmo para aguatar. Poco a poco fui perdiendo peso y entonces empieza el disfrute porque me cascaba una horita corriendo casi todos los días, con lo que básicamente comía lo que me daba la gana; no tenía ningún problema; bien es cierto que no me alimentaba mal; es decir, el hecho de decirte que comía de todo no significa que todos los días comiera bollería industrial, salsas… pero entonces el filete sí era con patatas y tiraba bastante más del pan.

    Yo perdería en un año unos 20 kilos; de 100 a 80 más o menos; ahora he cogido peso porque además no es normal que yo pese menos de 85 kilos y más por cada año que pasa pero te pueden decir Splitbrain y Reygecko el cambio de como estaba a como estoy ahora.

    Eso sí, añoro aquellas quedadas con Reygecko, solos él y yo, y para comer dos pizzss familiares de Telepizza y una botella de Coca-Cola de 2 litros; Reygecko se la tomaba en los recipientes donde se hace la mahonesa.

    Mucho ánimo y paciencia, poco a poco.

      • Ya no recuerdas cómo nos levantabamos de la mesa para reptar hasta el sofá.

        Había una variante que era la de los frutos secos; básicamente volcar bolsas y bolsas, fundamentalmente de Fritos Matutano, en el centro de la mesa y a zampar.

  6. Mosval no tienes escusa para no hacer ejercicio por lo del peso.
    Lo de las rodillas y talones puedes ponerlo solución con unas taloneras del decathlon, amortiguan bastante …
    Tienes bicicleta, puedes ir a nadar o incluso a correr en piscina “aquagim”, cómprate la Wii, vete a pasear todos los días … ¡será porque los funcionarios no tenéis tiempo!.

  7. ¡Animo campeón!, has tomado la decisión correcta para tu salud y aunque duro, creo que en la mejor época para que las putas dichosas Navidades no hagan estragos.
    P.D.: Si nos vemos otro día no hace falta que sea para comer migas, puede ser una visita a la montaña por ej.

Quita un poco de mierda de tu cabeza y dime algo:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s