Cambio climático … ¿ hay alguien ahí ?


Indignación por el ser humano … es el pensamiento más rápido que pasa por mi mente en estos momentos.

Tras una cumbre que para periodistas y público en general ha interesado menos que la operación de Belén Esteban, el ataque a Berlusconi, los triunfos del Barça, o que en pleno diciembre tengamos temperaturas negativas … ¿ que podíamos esperar de los políticos a los que pagamos y votamos ?

Que desesperanza y que vergüenza !!!

Particularmente podría echar la culpa a nuestros políticos, pero en realidad ellos son el reflejo de lo que somos nosotros, porque al fin y al cabo solo nos preocupamos por nuestro presente y de nuestro devenir a corto plazo ¡Que no es poco!, … a mi me quedaba alguna esperanza de que hubiera gente preparada y en cierta forma formada para poder dirigir (decidir por los demás)  que aspectos comunes o generales hay que proteger frente a los particulares y que aspectos particulares hay que proteger frente a  los generales.

Y los políticos solo tiene foco en los intereses económicos por lo que lo particular se convierte en su fundamento de toda decisión, realmente funcionan como una empresa salvajemente capitalizada por los votos de la sociedad “manipulable”.

Me da vergüenza escuchar como los países ricos compran las emisiones de los países pobres y se amenaza a los países que están en vías de desarrollo para que limiten y contengan sus ganas de vivir como los países ricos. Como si les dijéramos que sólo unos pocos han sido elegidos para vivir de forma digna y tu no te puedes unir al grupo (jódete!).

Datos disponibles del año 2007, nos encontramos a China (21% del total de emisiones), EEUU (20%), Unión Europea (13%) e India (5%).

Si miramos la distribución de las emisiones por persona EEUU es líder destacado (18,7 toneladas de CO2 por persona), seguido de la Unión Europea (7,8), China (4,6) e India únicamente 1,2. La inmensa mayoría de los ciudadanos de África están por debajo de 1 tonelada por persona. Bajo esta perspectiva está claro que EEUU y la Unión Europea tienen una mayor responsabilidad en la problemática, y por tanto deben hacer un esfuerzo mayor. Además son los que, a lo largo de su historia, han contaminado (se han beneficiado), y porque, en el presente, son los que más uso hacen de un recurso limitado que no es patrimonio suyo.

Pero una vez mas se cumple la definición:

Un problema colectivo importante es aquel que no se puede resolver mediante la democracia.

5 pensamientos en “Cambio climático … ¿ hay alguien ahí ?

  1. Con el tiempo uno se da cuenta que la sociedad en general es idiota y que el principio del despotismo ilustrado (todo para el pueblo pero sin el pueblo), tampoco iba mal desencaminado.

    Lástima que no nos daremos cuenta del error tan grave que hoy hemos cometido hasta que no sea demasiado tarde…

  2. Con este tipo de cosas se me viene siempre a la cabeza unas palabras que me dijeron hace un par de años.

    ¿Somos realmente libres?

    Vivimos en una sociedad donde hay unas normas básicas de convivencia, hasta ahí vale, pero… ¿cuántas decisiones importantes sobre nuestra vida decidimos realmente nosotros? El nombre de tus hijos y poco más. Por no elegir, no eliges ni a tus amigos, ellos te eligen a tí.

    Nos pavoneamos de que tenemos voz y voto, de que nos hacemos escuchar… ¿de verdad?. Vayan casa por casa, ciudadano por ciudadano, expliquen la situación del planeta y luego formulen la pregunta: ¿Pediría usted a sus políticos que hiciesen más por el medio ambiente? El 99% diría que sí, sin lugar a dudas. ¿Entonces? ¿Por qué lo que quiere la mayoría de la gente no suele ser lo que deciden las minorías?.

    ¿Por qué se vota a un partido político, con unas ideas, y ese partido político para poder gobernar necesita aliarse con otros de ideas totalmente antagónicas, que a su vez ejercen la presión para gobernar?.

    La democracia actual es una gran mentira en la que interesa que sigamos creyendo. No somos libres. No gobernamos. No se nos escucha. Ya lo dije en otro comentario, vivimos en un medievo camuflado, sólo que ahora, encima, nos vanagloriamos con nuestra libertad, la gran mentira que nos han hecho creer.

    Y mientras las cosas sigan así, sólo importa una cosa, el dinero de unos pocos. El planeta, o el futuro de las próximas generaciones… da un poco igual. Y lo lamentable, es que podemos hacer tan poco, que da rabia y causa impotencia, así que por eso, al menos algunos, preferimos ver el fútbol y olvidarnos de la gran mierda que es todo.

  3. Grandes verdades las que comenta todo el mundo. Triste pero cierto. Y me parece especialmente triste para aquellos de vosotros que tienen (o piensan tener) hijos porque ¿somos conscientes de la mierda de mundo que van a heredar? Bueno, en realidad no lo heredarán, sólo serán arrendatarios, pero eso es otro debate…

  4. Lo triste de todos los planteamientos que se han realizado hasta ahora en cuanto a lo del calentamiento global, todos sin excepción se han realizado bajo una óptica capitalista que ha sido la misma que nos ha conducido a lo que ya estamos sufriendo hoy en día (pese a que alguno siga creyendo en teorías conspiratorias globales…). Está claro que los paises más desarrollados intentarán buscar una solución que sea beneficiosa para sus economías más que moverse por un interés realmente ecologísta y altruista.
    Queremos que China sea nuestra fábrica barata (lo de queremos es un decir…), libre de regulaciones laborales o excesivos impuestos pero, eso sí, queremos que contamine menos (que la gente sea explotada nos la suda…). ¡PUTOS HIPÓCRITAS! (perdón, ya sabeis que cuando me enciendo me pierdo). A ninguno de los que se han reunido en Copenhague les importa de una forma sincera que el mundo se vaya al carajo.
    Estoy de acuerdo con la mayoría de lo que ha comentado Zakariah menos en una cosa. En realidad aunque no vivimos con total libertad, pues sería imposible la convivencia entre millones de personas, sí poseemos un elevado nivel de ésta aunque no la utilizamos y nos dejamos llevar por la corriente. Lo que quiero decir es que en la mayoría de las ocasiones por pereza, pasividad o desinterés delegamos en nuestros representantes sociales (principalmente los políticos) la responsabilidad de tomar todas las decisiones, no ya las de mayor importancia sino todas, hasta la más nimia. A donde quiero llegar es que muchas veces la libertad comienza con pequeñas decisiones como no ver cierto tipo de televisión o no consumir ciertas cosas y en lo referente a la naturaleza no tirar los cigarrillos por la ventana (como siguen haciendo tantos y nadie les dice nada) o colaborar de forma desinteresada para despejar los caminos rurales de malas hierbas para evitar incendios…. Al final todas estas pequeñas decisiones seguidas por mucha gente acaban marcando una tendencia política, pero claro, tenemos que poner de nuestra parte si de verdad queremos y no esperar que nuestra libertad la muevan otros.

Quita un poco de mierda de tu cabeza y dime algo:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s